Italia crea una nueva categoría de marcas: las marcas históricas

A través de uno de los últimos decretos de la presente legislatura, el gobierno italiano introdujo una nueva categoría de marcas, las marcas históricas, es decir aquellas marcas registradas o utilizadas de forma continuada por un período de al menos 50 años para vender productos o servicios “producidos por una empresa manufacturera italiana de excelencia, históricamente conectados con el territorio italiano”.

Las marcas que encajarán en este nuevo tipo, podrán entrar en el nuevo registro especial de marca denominado “marcas históricas de interés nacional”, tras la solicitud del propietario de la marca o de su licenciatario exclusivo. La inclusión en este nuevo registro conllevará también el derecho de utilizar un logo especial, denominado “logo de marcas históricas de interés nacional”, para propósitos comerciales y promocionales.

Último aspecto relevante de esta innovación es la obligación para las empresas que posean marcas históricas de notificar, sin retrasos, al ministerio de fomento cualquier intención concreta de la empresa de cerrar su planta de producción principal o histórica para:

  • Terminar la actividad empresarial
  • Relocalizar fuera del territorio italiano

Faltar a esta obligación conllevará  una sanción de hasta 50.000 euros. Esta regla se aplicará a todas las “marcas históricas”, prescindiendo de su inclusión en el registro especial.