APROBADO EL ANTEPROYECTO DE MODIFICACIÓN DE LA LEY DE MARCAS

El pasado viernes 20 de julio quedó aprobado el Anteproyecto de Ley que modifica la actual Ley de Marcas 17/2001, armonizando la legislación nacional con la norma comunitaria e introduciendo novedades tanto en aspectos sustanciales como procedimentales, entre los que destacan los que se citan a continuación:.

 

  • En la definición de marca se suprime el requisito de que el signo que la constituye sea susceptible de ser representado gráficamente, pudiendo representarse por cualquier medio (sonoro, vídeo, holograma, etc.).
  • Se refuerza la protección de las denominaciones de origen y las indicaciones geográficas.
  • Desaparece el concepto de marca notoria y se otorga especial protección únicamente a las marcas o nombres comerciales renombrados, es decir, los conocidos por el público en general, independientemente de su campo de aplicación.
  • Se simplifican los requisitos para obtener una fecha de presentación en las nuevas solicitudes así como para la renovación de los registros ya concedidos.
  • Se regula detalladamente el procedimiento de oposición al registro de una marca, incluyendo la posibilidad de reclamar prueba del uso de los registros anteriores en los que se fundamente la oposición.
  • Se atribuye competencia a la Oficina Española de Patentes y Marcas (OEPM) para declarar la nulidad y caducidad de una marca, competencia que comparte con los Tribunales de Justicia cuando se planteen por vía reconvencional en acciones por violación de marcas.
  • Se establece la posibilidad de prohibir el uso de una marca e impedir que se introduzcan en el país mercancías que lleven, sin autorización, una marca idéntica a la registrada, sin necesidad de demostrar que estas mercancías van a ser comercializadas.
  • Se regula la legitimación para iniciar acciones por violación de una marca por parte de los licenciatarios, y en el caso de marcas colectivas, por parte de los autorizados para usar dicha marca.

 

Las modificaciones aquí referidas entrarán en vigor el 14 de enero de 2019, a excepción de las disposiciones relativas a las acciones de nulidad y caducidad, las cuales entrarán en vigor a partir del 14 de enero de 2023.